¿Cómo funciona la estructura de una campaña de Google Ads?

Marketing Digital

Usar por primera vez Google Ads es como llegar de noche a una ciudad desconocida. ¡Es muy fácil perderse! Por eso, en Chili queremos explicarte cómo debe ser la estructura de una campaña de Google Ads para que puedas hacer mejores anuncios.

Una vez que entiendas los puntos más importantes de este artículo, luego se trata hacer un checklist y completar cada uno de los pasos. Será pan comido, ya verás.

Google Ads: Qué es y cómo funciona

Google Ads, antes llamado Google Adwords, es la plataforma de anuncios de Google y una de las estrategias de marketing digital más utilizadas.

En pocas palabras, permite que empresas pequeñas, medianas o grandes le paguen a Google para aparecer en internet. Ahora bien, existen tres tipos de campañas:

  • Google Search Ads: Te permite aparecer entre los primeros resultados cuando un usuario realiza una determinada búsqueda en Google.
  • Google Display Ads: Es una herramienta para que tus anuncios aparezcan como banners en miles de sitios webs.
  • Anuncios en YouTube: Son anuncios en formato de video que aparecen antes o durante la reproducción de videos en YouTube.
  • Otros: Son campañas avanzadas como las de Google Shopping y Google Play.

Google Ads funciona como un sistema de subastas. Es decir que, a la hora de mostrar un anuncio por sobre otro, Google establece un ránking —Ad Rank— a partir de un índice de calidad que se establece según la página de destino, el CTR y la relevancia del sitio.

Además, se trata de una plataforma flexible que permite pagar los anuncios según distintos parámetros: CPM (coste por mil impresiones), CPC (coste por clic) y CPA (coste por adquisición).

Por otra parte, la ventaja de trabajar con Google Ads es que se puede segmentar a la audiencia. De esa manera, garantizas que tus anuncios lleguen a las personas indicadas y puedas sacar el mayor provecho posible de tu inversión.

Cómo es la estructura de una campaña de Google Ads

Detengámonos un momento. Lo que dijimos en los dos últimos párrafos es muy importante, ya que el “arte” de usar Google Ads se resume en sacar el máximo beneficio al menor costo posible.

¿O acaso prefieres invertir 1.000 dólares en anuncios cuando podrías invertir solo 100 y tener los mismos o mejores resultados?

En ese sentido, para lograr resultados óptimos hay que comprender la estructura de Google Ads, para así hacer una mejor configuración de campaña.

En síntesis, Google Ads tiene una estructura de capas que incluye: la cuenta, las campañas, los grupos de anuncios y los anuncios.

Puedes imaginarlo como un árbol en donde la cuenta es el tronco principal; las campañas son las ramas más gruesas; los grupos de anuncios son las ramas más pequeñas; y los anuncios son las flores.

Entonces, aquello que sustenta todo lo demás es la cuenta. Esta tiene una dirección de correo electrónico, una contraseña y los datos de facturación (que deben ser únicos).

¿Y qué hay del resto? Necesitamos verlo más en detalle.

Definir la(s) campaña(s)

Cada cuenta de Google Ads puede contar con una o más campañas. En cada campaña se debe establecer un presupuesto y una configuración específica.

En esta instancia de la configuración de Google Ads, hay que sentarse a pensar cuál es el objetivo de la campaña. Puede ser lograr presencia de una marca, aumentar los leads o incluso obtener llamados telefónicos, si es que se ofrece algún servicio.

También se deberá definir un presupuesto y la forma en que se ejecutará. ¿Conviene un abordaje PPC o CPA? Ten en cuenta que todos los anuncios se repartirán este mismo presupuesto.

Por último, al nivel de la campaña se puede definir la segmentación del público, en función de ciertos parámetros que se deben tener bien claros: locación, franja horaria, idioma, dispositivo usado, edad, etc.

En fin, todos estos aspectos dependerán enteramente de cuáles sean tus objetivos y tu buyer persona. Cada negocio tiene una realidad única, así que tómate un buen tiempo para definirlos.

Establecer los grupos de anuncios

Dentro de cada campaña tendrás distintos grupos de anuncios. Para ellos deberás establecer un CPC máximo que estés dispuesto a pagar.

Por otra parte, cada uno de estos grupos responderá a una serie de palabras clave.

En este punto, olvida todo lo que sabes sobre tu negocio y tu nicho. Lo mejor es dejar de lado el instinto y circunscribirse a los hechos.

Tus palabras clave deberán responder a cómo tus clientes buscan tu servicio o producto, y hay herramientas —como Google Ads Keyword Planner o Semrush— que permiten saberlo con precisión.

Las palabras clave se ubican en algún lugar entre las muy usadas (con subastas en las que habrá mucha competencia) y las poco usadas (en las que el coste por clic será menor).

Por último, cabe mencionar que no existe una fórmula perfecta, pero se estima que cada campaña debe contar con un máximo de 10 grupos de anuncios, mientras que cada grupo de anuncios, incluir alrededor de 15 palabras clave y dos o tres anuncios individuales. 

Hacer los anuncios

Claro, todos los pasos anteriores llevan al paso final: Diseñar y/o escribir tus anuncios. Retomando la metáfora del árbol, los anuncios vienen a ser las flores con las que esperas atraer a miles y miles de clientes-abejas.

Los anuncios pueden ser videos, fichas de productos, imágenes, texto, animaciones, entre otras opciones.

Aquí deberás prestar atención a las palabras clave y a las buenas prácticas que sugiere Google Ads, en especial en cuanto al tamaño y la extensión de los anuncios.

Lo ideal es comparar variantes de los anuncios antes de lanzarlos a volar. ¿Cómo? Asignándoles presupuestos más pequeños. De esa manera, podrás saber qué anuncios funcionan mejor que los demás. 

Esto se conoce como pruebas A/B, en las que puedes experimentar con:

  • Incluir el precio del producto o servicio vs no incluirlo;
  • Apelar a un texto más emotivo o a uno más informativo;
  • Promociones alternativas como un 2×1 o un 50% de descuento.
  • Distintos Call to Action (CTA) como “Compra ya” o “Averigua más aquí”.

Google Ads en Panamá

Según nuestra experiencia en Chili, para hacer una campaña en Google Ads es fundamental contar con una estructura sólida.

Nos ha pasado de recibir nuevos clientes desesperados porque llevan invertido mucho dinero en anuncios que no funcionan.

¿El problema? Campañas que no responden a los objetivos; palabras clave y segmentaciones que no reflejan a los verdaderos clientes; presupuestos dilapidados en anuncios mal redactados… 

En definitiva, sus campañas de Google Ads son un caos porque no entendieron qué función cumple cada elemento dentro de la estructura.

Esperamos que esta guía sobre cómo funciona Google Ads te ayude a no cometer esos mismos errores.

Y ya sabes, si necesitas ayuda para armar tu campaña de Google Ads en Panamá o el resto de Latinoamérica, en Chili estamos para ayudarte.

No dudes en contactarnos, tenemos equipos expertos en Google Ads que saben todo lo necesario para llevar tu negocio al próximo nivel.